Infinidad de Vanidades (Ecl. 4:1-5:20)

La vanidad aumenta por la opresión, por la envidia, por la pereza, por la codicia, por la soledad y por la terquedad. Hay vanidad en el servicio falso a Elohim, en sorprenderse por la opresión y en las riquezas. Regocijarse en los bienes es don del Eterno.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...