La Integridad de los Preceptos (Deut. 14:1-29)

Los hijos de Elohim no deben sajarse ni raparse a causa de la muerte de alguien. Lo que se puede y no se puede comer, de los animales, de los peces y de las aves. Los animales que mueren por sí mismos no debían comerse. El precepto del diezmo. El diezmo y las primicias. Un diezmo especial que debía darse cada tres años.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...